renfe osuna

El subdelegado del Gobierno central informa en Osuna que antes del 15 de octubre se conocerá el diseño y los servicios de la nueva línea ferroviaria de media distancia

#Ciudadanía 05/09/2019

El subdelegado del gobierno central en Sevilla, Carlos Toscano, dependiente del Ministerio de Política Territorial y Función Pública, ha estado hoy en Osuna donde ha explicado el estado en el que se encuentran los dos procesos vinculados a la red ferroviaria que afecta a Osuna.

En relación al tramo de vía que une Osuna y Pedrera, y que aún no está en funcionamiento, Toscano ha indicado que “por parte del Gobierno tenemos planteado un convenio administrativo con el titular de esa línea, que es la Junta de Andalucía, y que a día de hoy no está firmado, pese a que las pruebas sobre esa línea están hechas y verificadas, sin que hayamos conseguido aún desbloquearlo, porque aún estamos esperando la respuesta de la administración autonómica para poder ejecutar ese acuerdo y que ese tramo de vía vuelva a funcionar.”

A este respecto, la alcaldesa de Osuna ha indicado que, “en la reunión que hemos mantenido con el subdelegado del gobierno le he trasladado nuestra preocupación, demandándole la necesidad de que este problema pueda solventarse lo antes posible.”

En este sentido, Rosario Andújar ha manifestado que ha solicitado una reunión con la Consejería de Fomento y Transporte de la Junta de Andalucía para que “nos den las explicaciones oportunas sobre los motivos por los cuales este servicio aún no ha quedado restablecido, habiéndose concluido las obras el pasado mes de abril y habiéndose realizado sobre la vía todas las pruebas necesarias de circulación, resultando éstas positivas para volver a reponerse la circulación ferroviaria”, al mismo tiempo que solicitará que “se haga efectivo ese convenio en el menor tiempo posible, para que se pueda restaurar este servicio, sin que sea necesario utilizar un autobús para desplazar a los usuarios y usuarios de Renfe desde Osuna a Pedrera”. Un autobús que presta sus servicios, gracias a una propuesta del Ayuntamiento de Osuna.

La alcaldesa de Osuna ha  informado que se ha reunido “con el director de Renfe en Andalucía, Francisco Arteaga, para manifestar el malestar general y la incomprensión porque no se haya hecho efectiva la firma de este acuerdo por parte de la Junta de Andalucía, tras más de cuatro meses de finalización de todas las actuaciones pertinentes para restablecer la circulación en este tramo.”

Sobre el otro tema en cuestión, es decir, los servicios ferroviarios de media distancia  y las nuevas conexiones a través de la alta velocidad que se aprobaron el pasado 30 de agosto en el Consejo de Ministros, entre Granada, Córdoba y Sevilla y Granada Málaga, a través del “bypass” de Almodóvar del Río (Córdoba), tramo ferroviario que servirá para unir las líneas AVE Málaga-Córdoba y Sevilla-Madrid,  el subdelegado del gobierno ha indicado que “con la nueva reordenación de la alta velocidad, los alcaldes y alcaldesas de estas líneas, como es Osuna, han mostrado su preocupación e inquietud ante la supuesta disminución de servicios que hasta ahora se prestan por la actual línea convencional entre Osuna, Pedrera, Marchena y la Campiña sevillana, no obstante, en estos momentos estamos en la fase de estudio de cómo se va a diseñar el nuevo planteamiento de esta línea, proyecto que no estará antes del 15 de octubre.”

A este respecto, Toscano ha adelantado en esta visita que ha adquirido “el compromiso con la alcaldesa de Osuna de mantener una reunión con ella y con todos los alcaldes de los municipios afectados, así como con Adif, en la cual les informaremos de cómo va a quedar estructurada la línea”.

Finalmente el subdelegado del gobierno ha destacado que “de antemano, y de acuerdo con los estudios previos que existen sí puedo decir para la tranquilidad de todos los vecinos y vecinas de Osuna y de los demás municipios afectados que no va a haber grandes pérdidas de frecuencia en esta línea.”

Por tanto, será antes de la fecha indicada cuando se conozca definitivamente el diseño de esta nueva línea de media distancia que se espera que sea trazada sin que repercuta en los servicios que se vienen prestando hasta ahora a los usuarios de Renfe ni afecte la movilidad de los mismos ni el flujo de viajeros.